¿Y si quiero tener un bebé?

A veces le doy vueltas a tener un bebé. Ya sé que en mi situación no es el momento más idóneo para hacerlo, soy consciente.

A pesar de eso el deseo de tener un bebé, de nuevo, está ahí. Es extraño porque lleva estando en mi corazón desde el momento en el que nació Loki. Si me hubieran preguntado en la cama del paritorio, con Loki en el pecho, me habría quedado embarazada en ese preciso instante. A pesar de todo, de lo largo que se me hizo el parto y el miedo que pasé durante la cesárea de urgencia.

Conseguir tener un bebé.

Es más fácil pensarlo que llevarlo a cabo. Aunque para muchos fabricar el bebé sea lo más fácil, porque les sale a la primera. Natsu y yo además de pensar y planificar tuvimos que esperar a que Loki llegara, gracias a mi SOP.

Si hubiera una segunda vez creo que sería más fácil quedarme embarazada porque después del parto me empezó a venir la regla sin ningún tipo de ayuda externa. No puedo saber si son o no ovulatorias, porque no me he hecho tests. Pero tengo la sensación de que esta vez sería más sencillo lograr el embarazo.

Después de tener un bebé.

Lo que me preocupa no es lograr positivo, el embarazo o el parto… sino el después.

Con Loki todo ha sido maravilloso, debo decir que es un bebé muy fácil. Con sus cosas, como todos. Pero creo que las peores cosas nos las hemos saltado. Aquello con lo que nos metieron tanto miedo como los cólicos o las horas y horas de llantos no los hemos vivido. Tenemos suerte, supongo.

Sin embargo mis vaivenes emocionales y la depresión postparto que sigo arrastrando me da mucho miedo. ¿Y si consigo mejorar y el nuevo bebé me trae de nuevo a este lugar? Ahora sé cosas que antes no sabía y soy capaz de hacer cosas que antes no hice, como pedir ayuda. Pero aún así, habiendo dejado los peores momentos atrás, da miedo volver.

¿Y si quiero tener un bebé?

Está la persona que piensa que es una mala madre y que Loki no se merece una persona como yo. Esa que en los peores momentos se quiere quitar de en medio para que Loki tenga la oportunidad de tener una mamá, alguien mejor. Me pregunto si soy egoísta pensando en otro bebé habiendo tenido ese tipo de pensamientos. Traer a otro ser al mundo para luego abandonarlos no es justo.

Ahora estoy más fuerte. Puedo pensar en un futuro conmigo en él. Imaginarme haciendo cosas con repercusiones más allá de una o dos semanas. Puedo soñar con unas vacaciones de verano en las que sonreímos y disfrutamos.

Pero la otra yo está ahí, lo sé. Agazapada en las sombras esperando un tropiezo para aparecer. Y da miedo.