Las primeras palabras de Loki

Con 20 meses que tiene Loki ya sabe decir unas cuantas palabras. Su habilidad para la comunicación siempre ha sido muy alta. De bebé miraba y sonreía mucho y luego integró bastantes signos en el día a día.

Lo de signar lo tenía muy claro y aunque empezamos fuerte a los 6 meses luego me dio un poco bajón porque no usaba ninguno así que lo fui haciendo cada vez menos. al llegar al año empezó a signar las cosas más básicas (bañar, comer, dormir…) y a señalar. Así que volvimos a los signos y ahora los utiliza de apoyo cuando los habla.

Palabras a los 20 meses

He querido hacer un listado de palabras que utiliza Loki a esta edad más para recordarlo en el futuro que otra cosa, como hice cuando cumplió el año. Cada niño es un mundo y lleva su propio desarrollo.

  • Mamá, papá, Tardis (el gato), abuelo, abuela, abuelos, y algunos nombres propios de los peques con los que más juega o las profes de la guarde.
  • Pato, gallina, coche, música
  • Nariz, dientes, ojos, pelo, mano, pie
  • Abrigo, zapatos, calcetín,
  • Pañal, caca, pis, mocos
  • Bañar, dormir, comer, abrir
  • Plátano, bibi, leche, agua, yogur
  • Hola, adiós, bye bye, gracias, aquí, allí, si, no, mío, a ver, vale.
  • Ladybug, Puffin Rock, Pocoyó, Pepe (el pollo).

Obviamente las dice “a su manera” y yo le entiendo a base de repetirlas en muchas ocasiones.

Combinaciones de palabras

Recientemente ha empezado a unir varias palabras para decir algo, de forma muy básica:

  • Bibi agua/leche.
  • Se ha roto.
  • ¿Dónde esta?

También habla todo el rato, pero no entendemos lo que dice. Nos suelta muchos discursos de los que no entendemos nada, pero aún así yo le contesto y le pregunto: ¿ah si? ¡no me digas! ¿y eso? y él me sigue contando su historia de la que yo no me entero.

A veces se queda esperando como para que contestes y le digo “no te entiendo” y el repite las cosas. Eso me hace pensar que me entiende más él a mi que yo a él muchas veces.

La frustración en la comunicación.

Sigue señalando mucho y haciendo ruidos. Aún es muy pequeño para tener una comunicación en palabras y frases pero se hace entender con sus gestos.

Cuando quiere decirnos algo y no le entendemos lo repite, pero si seguimos sin entender puede frustrarse. En esos casos suele llorar o hacer alguna rabieta en la que le acompañamos con amor o con poca paciencia y resoplando, depende del día y la situación.

Además de expresarse no siempre podemos hacer lo que quiere o darle el gusto, aunque le entendamos. Y eso nos lleva de nuevo a nuestras queridas rabietas que se han empezado a dar sobretodo en el supermercado.

Pero bueno, poco a poco ampliaremos vocabulario y tolerancia a la frustración, espero.