¿Cómo conciliar hoy en día?

Si, lo sé, apenas llevo tiempo en mi trabajo nuevo y ya “me estoy quejando”. Tendría esta queja igualmente en cualquier trabajo que tuviera en España probablemente… y por eso me estaba preparando unas oposiciones. Es muy difícil conciliar hoy en día.

¿Hablamos de conciliar?

Hace ya un tiempo mi compi Clara que se asoma de vez en cuando por el blog habló sobre conciliación. Con los horarios que se manejan en España es difícil trabajar y poder ver a tu peque algunas horas al día. Sobretodo si no quieres dejar apartada a un lado tu faceta de mujer profesional.

Cierto, siempre puedes pedir una reducción de jornada, pero ya sabemos lo que eso significa: menor salario y menor posibilidades de promoción. Por mucho que nos cuenten en las empresas que eso no es cierto los datos no engañan. Las mujeres cobramos menos y estamos menos presentes en puestos de dirección y comités ejecutivos. Es el llamado techo de cristal.

Conciliar hoy en día.

Las guarderías (escuelas infantiles o como queramos llamarlas), las madres de día o los abuelos son el eje principal de la conciliación. Alguien que se quede con el peque mientras estamos en el trabajo.

Pero… si como yo vives en una ciudad grande y tardas entre 30 y 60 minutos en llegar al trabajo, más las 8 horas de rigor y al menos una para comer… hace que ese peque pase con otras personas entre 8 y 10 horas al día, más las 8 horas de dormir (con suerte). Al final nos quedamos con un ratito por la mañana y otro por la tarde… más los fines de semana.

¿Para eso he tenido un hijo?

Me apena muchísimo pensar que Loki pasa más tiempo con otras personas que conmigo. A pesar de saber que está bien cuidado, que es feliz, que aprende muchísimo y que es “ley de vida”.

Pero eso no hace que me sienta mejor. He tenido “suerte” y gracias al despido he podido disfrutar muchísimo más tiempo de él del que hubiera tenido en otras circunstancias. Aún así me gustaría poder tener un trabajo, un sueldo y una proyección profesional ADEMÁS de poder disfrutar de la infancia de Loki.

¿Pido mucho?

Photo by Andrew Neel on Unsplash